Está claro, al hablar de Roberto Santiago, que nos encontramos ante un creador para el que lo fundamental es contar historias, buenas historias, con independencia del lenguaje utilizado para ello. Probablemente por esto ha tenido un éxito paralelo sobresaliente en medios narrativos bien diferenciados como son el cine, la televisión, el teatro o la literatura, concretamente la literatura juvenil e infantil.
Su buen ojo y mejor hacer para el séptimo arte quedo pronto claro cuando con su primer corto, Ruleta, logró competir en la sección oficial del prestigioso Festival de Cannes. Ya en el largometraje se presentó con Hombres Felices, a la que siguieron la exitosa El penalti más largo del mundo (que le valió una nominación a los Goya y un éxito de taquilla de más de un millón de espectadores), El club de los suicidas, Al final del Camino, ¿Estás ahí?, El sueño de Iván y, su película más reciente como director, Solo para dos. En todos estos títulos, algunos adaptando novelas de distintos autores que van desde Robert Louis Stevenson a Javier Daulte, ha ejercido como guionista además de como director, aunque también ha escrito guiones para otros cineastas como El juego de la verdad, El diario de Carlota y El arte de robar.
En teatro escribió las obras Share 38, Desnudas, La felicidad de las mujeres y Perversiones sexuales en Chicago, además de la adaptación de El otro lado de la cama con la que ganó el Premio T como autor revelación.
En televisión dirigió las dos temporadas de El síndrome de Ulises, protagonizada por Miguel Ángel Muñoz, así como escribió para numerosos programas de humor.
En literatura ha publicado más de una docena de libros juveniles, entre los que podemos mencionar el que le hizo ganar el Premio Edebé en 1999, Jon y la máquina del miedo, o El mundo según Claudio, Alexandra y las siete pruebas (escrita a cuatro manos con Ángela Armero), El ladrón de mentiras o El sueño de Iván, todos ellos estupendamente acogidos por público y crítica, pero nos estaríamos dejando sus libros más exitosos: la saga de Los Futbolísimos en la que aúna el mundo del fútbol con el género de la intriga y el misterio, logrando un cockteal que ha encandilado a niños y jóvenes de todas las edades.